La educación después de la pandemia

Los recursos que cada gobierno destine a la educación, serán crucial para que tanto alumnos como docentes tengan acceso a herramientas tecnológicas.

Los recursos que cada gobierno destine a la educación, serán cruciales para que tanto alumnos como docentes hagan uso de las herramientas tecnológicas.

Debido a la crisis que ha ocasionado el Covid-19, el mundo se ha puesto en jaque: no solo en el sector de salud o economía,  también en el de la educación. Al estar todos en confinamiento o cuarentena,  hemos modificado cada uno de nuestros hábitos, lo cual ha generado una nueva normalidad.

 

De acuerdo con la opinión de algunos expertos, es posible que todo lo que conocíamos antes como “normalidad”, será muy diferente en el futuro. Al no existir una cura o vacuna, ni un sistema de salud con la capacidad para afrontar el alto número de contagios, y tomando en cuenta que el riesgo de contraer el nuevo coronavirus es muy alto. Deben seguirse llevando a cabo medidas de protección sanitaria pertinentes como la sana distancia, el lavado correcto de manos  y el uso de cubrebocas en lugares públicos.

 

Pero a todo esto, ¿cómo sobrellevan los gobiernos de cada país la continuidad de la educación y qué medidas han tomado? En Latinoamérica se han tenido que adoptar nuevas normas para que el aprendizaje de los niños y jóvenes no se vea tan afectado. Por ejemplo, ajustaron la radio y la televisión y curaron contenidos para poder presentar programas educativos que tuvieran relación con la currícula. Además, generaron sitios nuevos en internet para que tanto profesores como niñas y niños puedan aprender desde casa. 

¿Qué se hace en nuestro país?

En el caso de México, la Secretaría de Educación Pública concretó una alianza con Google for Education y juntos lanzaron la iniciativa “Aprender en casa”, la cual consiste en el uso de herramientas como Google Classroom para que tanto docentes como estudiantes puedan estar en contacto y compartir los recursos de clase y las tareas. Asimismo, ponen a disponibilidad de los maestros (mediante un correo y contraseña que les brinda el gobierno), todo el contenido que debe abordarse a lo largo del ciclo escolar en la misma plataforma. De igual forma, desde la página “Enseña desde casa”, se pueden encontrar muchos tutoriales, así como webinars para mejorar las estrategias de aprendizaje y utilizar las distintas aplicaciones en pro de la educación.

 

No obstante, aún existen problemas respecto a este “nuevo modelo de enseñanza” ya que muchos profesores batallan con el uso de estas nuevas herramientas tecnológicas, principalmente los que son de mayor edad, pues no están muy familiarizados con el uso de internet y  de una computadora. Pero no solo es eso, también, se tiene que considerar algo muy importante y que quizás se está perdiendo de vista: el hecho de que no todos los alumnos cuentan con una computadora personal o con conectividad a internet dificulta aún más el poder mantener una educación equitativa para todos.

 

Como consecuencia de lo que la situación mundial ha generado y el hecho de que los gobiernos  aplicaron este tipo de soluciones para seguir con el ciclo escolar, existe una posibilidad de que la educación a distancia sea el parteaguas para un nuevo modelo educativo. O  bien, que los modelos y curriculums actuales tengan que ser modificados y obliguen a docentes y alumnos a hacer un uso más constante de herramientas tecnológicas. 

 

No obstante, este será un gran reto para la educación. Como se mencionó anteriormente, no todos contarán con las mismas oportunidades para adaptarse a esta nueva realidad, en la que las clases son a través de una computadora y una cámara web. Una realidad en la que no existen más los exámenes en papel si no en plataformas como Google Forms, o donde las páginas como Khan Academy, Edmodo, Additio, LabTak o el mismo Youtube, son los nuevos libros de  contenido educativo.

 

Por ello, las secretarías, o ministerios de educación, tendrán que modificar los métodos de enseñanza y ofrecer cursos o capacitaciones para todas las comunidades educativas.

 

La nueva filosofía de Inoma se adapta a las necesidades actuales y busca reforzar el aprendizaje de los estudiantes y las técnicas de enseñanza de los docentes, mediante recursos didácticos y digitales como videojuegos, videos tutoriales, capacitaciones y conferencias en línea, etc. Esto con la intención de que todos tengan la oportunidad de participar activamente en esta nueva realidad y reducir la brecha digital que existe en la gran mayoría de los países latinoamericanos.

 

Para lograr esto último, será crucial el compromiso y los recursos que cada gobierno esté dispuesto a invertir en la educación. Por parte de la sociedad civil, seguiremos ofreciendo nuestro contenido de manera gratuita y trabajando para que más niñas, niños, padres y maestros utilicen nuestro contenido. 

 

Referencias:

Educación en tiempos de pandemia. (2020). Retrieved 29 May 2020, from https://refor.ma/8y-caiiCX

 

Francesco Tonucci: “Cuando empecemos de nuevo, deberemos inventar otra escuela”. (2020). Retrieved 29 May 2020, from https://www.tiempoar.com.ar/nota/francesco-tonucci-cuando-empecemos-de-nuevo-debeemos-inventar-otra-escuela?fbclid=IwAR3HJFo8KsOBO1rPJ96jc5oiFaPEOHwZr4gj85A3ise2olxofsErhJAWBMU

 

Investigaciones hechas por parte del equipo de Inoma.